12/04/2005

Credencial recuperada

Lo imposible ha vuelto a ocurrir: mi credencial de la UNAM ha sido recuperada. Estaba en la oficina de una secre de la Biblioteca Central, donde yo sospechaba que habíamos partido caminos.

Oh, sí. Vuelvo a regocijarme en los beneficios descuentales universitarios. Oh, sí. Otra vez soy estudiante.

Soy el Rey de las Credenciales Recuperadas. Todos recordamos con romántica nostalgia aquel episodio Puertoescondidesco en donde perdí la cartera, y después la desperdí, en el mismo pesero.
¿Necesita ayuda con alguna credencial perdida desde hace mucho tiempo? ¿Le gustaría reencontrar su credencial de la secundaria? ¿Tiene usted alguna credencial a la que ya no ve, pero con la que quisiera cerrar el círculo? Me rento como talismán de la buena suerte. Casos perdidos, una especialidad.

Pronto más trepidantes episodios de intrascendencias cotidianas, en cronopioapachurrado.blogspot, el blog que sí da seguimiento a las subtramas.

4 comentarios:

Pami Yasbeck dijo...

¿Es la misma ocasión en la que el taxista te robó los tenis o algo así?

Malakatonche dijo...

Impune forever.

Ahora, nomás haga espacio para ir modificando la fecha de vencimiento hasta que la fuerza de gravedad y la vida lo hagan inminente.

Tony dijo...

¿Crees que puedas recuperar mi credencial de votar anterior?
Adoraba esa foto...
Y a falta de credencial, me volví a dejar el flequillo, tanto así la extraño, jajaja.

Abominable Mario Flores dijo...

Necesitaré algo que haya tocado la credencial perdida. Un portacredenciales, una cartera servirán. Veo esperanzas. Veo una imagen, borrosa...
tu credencial... sí, ¡es tu credencial! Puedo ver dónde está. Tu credencial está en-

Por favor inserte otra moneda.